CAJTA Tarapacá Obtiene Excelentes Resultados en Tribunal Oral en lo Penal en su Calidad de Querellantes, a Través del Centro de Atención Integral de Delitos Violentos.

Tamaño letra:

 

362

Los Centros de Atención a Víctimas de Delitos Violentos, CAVIs, son unidades pertenecientes a la CAJTA, cuya finalidad es entregar atención integral a las víctimas y sus familiares.


En este sentido el CAVI de la Región de Tarapacá, ha obtenido excelentes resultados en diferentes tipos de delitos, donde han intervenido en calidad de querellantes, representando a las víctimas o a sus familiares.


En este sentido la Abogada Coordinadora del CAVI, Andrea Aillón Duarte, destacó seis causas ejemplares en las que se han obtenido fallos condenatorios, durante el mes de octubre, donde la participación de todo el equipo fue primordial, tanto desde el aspecto jurídico, como de la atención psicológica, social y psiquiátrica entregada a las víctimas y sus familiares.


Un primer caso relevante, es la condena por el delito de abuso sexual en carácter de reiterado, cometido en contra de una menor de 6 años, por parte de su abuelo paterno en la ciudad de Iquique, condenándolo a la pena efectiva de 6 años.


Una segunda causa en que CAVI en conjunto con el Ministerio Publico, logro más allá de toda duda razonable, obtener sentencia condenatoria, por el delito de manejo en estado de ebriedad con resultado de lesiones graves gravísimas, por hechos ocurridos en las cercanías de Playa Blanca, donde la victima producto del accidente perdió la visión completa de su ojo derecho.


La pena al cual fue condenado el funcionario público, acusado de estos hechos, quien en su calidad de tal intento eludir la acción de la justicia, fue de 4 años, fraccionándose la pena, en un año de cumplimiento efectivo, en virtud de la Ley Emilia, y 3 años de libertad vigilada intensiva.


Asimismo, CAVI obtuvo en el tribunal Oral en lo Penal una sentencia condenatoria, con una pena de cumplimiento efectivo por 5 años, al autor de un robo con violencia, quien atacó en conjunto con otros sujetos, a la víctima, intimidándola con arma blanca, para robarte su bolso, en la localidad de Alto Hospicio.
Un quinto éxito del CAVI, fue al obtener como entidad querellante la pena de 5 años por el delito de abuso sexual contra de una menor de edad, por parte de un pastor evangélico en la localidad de Alto Hospicio, por hechos ocurridos el año 2003.


El último caso descrito por Andrea Aillón, consiste en una condena de 5 años de presidio efectivo en contra de un tío paterno que violó a su sobrino menor de edad. El caso se remonta al año 2005, fecha desde la cual se encontraba prófugo, para ser encontrado el presente año, a meses que prescribiera el delito.
Sobre los casos detallados anteriormente, la abogada Andrea Aillón destaca que en todos ellos, la labor del equipo multidisciplinario del CAVI fue primordial, para permitir las penas condenatorias. Agregando, que las sanciones logradas hacen que la labor de la unidad se vea reflejada por hechos concretos, que aportan a la reparación del daño causado a las víctimas.


A su vez, este integral acompañamiento del CAVI, indica la profesional, permite que la comunidad cuente con una institución de calidad donde acudir y obtener excelente apoyo jurídico, a la par de la atención brindada por psicólogos y asistentes sociales del Centro.


Finalmente, la Abogada Coordinadora del CAVI de Tarapacá, manifestó que la labor de su entidad está encaminada en brindar un acceso a la justicia de manera oportuna, en un ámbito muy especial y delicado, ya que el daño no solo se circunscribe a la víctima, sino también se extiende a su familia; razón por la cual la atención integral es fundamental para obtener un final exitoso, en materia de reparación.